Las calles de la Gran Manzana siempre complacerán a quienes las recorren en busca de compras sencillas, lujosos obsequios o exquisitas delicias gourmet.

Cuando hablamos de la ciudad más romántica del mundo, Nueva York se encuentra entre las primeras de la lista, ya que ofrece incontables oportunidades para despertar al amor. Sea disfrutando de excelente comida y bebidas, tratamientos de spa o simplemente caminando por la ciudad, aquí presentamos algunos consejos para hacer de su próxima visita a Nueva York un evento lleno de romanticismo.

No hay mejor sitio para comenzar un viaje romántico que el Four Seasons Hotel New York. Este famoso hotel ofrece tantas opciones para parejas, que a muchas les cuesta trabajo salir de la propiedad. Comience con el pie derecho reservando un paquete “Just for Two”, que incluye beneficios como una habitación de nivel superior, champaña y rosas a su llegada. 

Para relajarse tras su llegada a la ciudad, visiten el afamado TY Bar del lobby. Cobijado entre seductoras tonalidades rojas y doradas, así como lujosos materiales como mármol y terciopelo, este bar estilo Art-Déco es ideal para que usted y su pareja disfruten de una velada íntima. Aunque una botella de champaña Dom Perignon y caviar son la primera opción, no deje de explorar la amplia selección de whiskeys del bar, incluyendo uno estilo bourbon destilado por Hudson Bourbon exclusivamente para el hotel. El menú de alimentos del bar es también ideal para parejas, pues se especializa en platillos para compartir, como croquetas de cangrejo y emparedados de costilla de res.

Four Seasons Hotel Nueva York

Reservar ahora

Dedique la mañana siguiente a dormir hasta tarde tomando el desayuno en cama. Los panqueques de queso ricotta y limón son legendarios y altamente recomendados. Son increíblemente ligeros, suaves y altamente adictivos.

Cuando estén listos para salir del hotel, diríjanse hacia Central Park; es probablemente el sitio más romántico de Nueva York y continúa siendo el favorito de neoyorquinos y visitantes por igual gracias a su versatilidad. Comiencen con un recorrido en una calesa tirada por un percherón alrededor del parque o den una vuelta abordo del histórico carrousel. Luego, disfruten de un almuerzo al aire libre en el restaurante Lakeside, del embarcadero Loeb Boathouse, donde disfrutarán de las mejores vistas del parque y la ciudad, así como cocina de primer nivel preparada por el chef ejecutivo Russell Rosenberg. 

Recomendamos pasar la tarde en Brooklyn, para lo cual pueden tomar el ferry de East River desde Manhattan hacia Brooklyn Bridge Park/DUMBO. Para cenar, disfruten del suntuoso menú del legandario River Café, que incluye foie gras, langosta y carne tártara, pero asegúrese de hacer reservaciones con antelación. Ubicado debajo del viejo puente de Brooklyn, ofrece una excelente panorámica tanto del río como de los rascacielos de Manhattan. Antes de regresar a la ciudad y al hotel, asegúrense de realizar un recorrido por el malecón de Brooklyn Heights. Es la opción más hermosa y romántica de admirar la luna, las estrellas y las resplandecientes luces de la Gran Manzana.

Four Seasons Hotel Nueva York

Reservar ahora